Cruceros en Valencia

Según ha adelantado «Levante-EMV» y ha confirmado ABC en fuentes portuarias, el primero de los cruceros que vio alterada su ruta fue el Mein Schiff 3, cuya consignataria es Intercruises, una multinacional con oficina en Barcelona que advirtió al operador del pasaje, la alemana Tui Cruises, de la celebración de la consulta el domingo, cuando el buque tenía previsto atracar en la ciudad condal procedente de Palma de Mallorca. Ante esta situación, se decidió derivar la escala en Valencia.

Este martes, en plena huelga en Cataluña, se repetió la operación. En este caso, el crucero Mein Schiff 5, fletado por la misma compañía germana, llegó a primera hora de la mañana al puerto de Valencia, tras descartar la escala con Barcelona y evitar de esa forma posibles altercados. Los más de 2.000 turistas que viajaban a bordo del barco pasaron la jornada del martes visitando la capital del Turia, que abandonaron por la tarde para continuar la ruta.

[Madrid supera a Cataluña como principal cliente de las empresas valencianas]

Fuentes portuarias consultadas por este periódico explican que a día de hoy no se tiene constancia que Valencia vaya a albergar nuevos cruceros que tuvieran previsto inicialmente hacer escala en Barcelona.

Líder indiscutible en cruceros

El enclave de la ciudad condal es la principal potencia española en materia de cruceros. Así, de acuerdo con la información suministrada por Puertos del Estado, en el acumulado de los siete primeros meses del año recibió a más de 1,36 millones de viajeros por esta vía, lo que supone un ligero retroceso del 1,33 por ciento respecto al mismo periodo del ejercicio anterior.

Valencia, por su parte, albergó hasta julio a un total de 184.112 cruceristas, lo que supone un incremento ligeramente superior al tres por ciento, según las misma fuentes.